Skip to content

Debaten reducir la jornada de trabajo en el gobierno sin recorte salarial

Spread the love

La propuesta legislativa fue endosada por varias organizaciones sindicales

Senadora Ana Irma Rivera Lassén

Por: Antonio Gómez/ Especial para NotiCel 

Una propuesta legislativa para crear un programa piloto de reducción de jornada laboral de los empleados públicos sin que sufran reducción salarial fue endosada por varias entidades sindicales, pero no fue apoyada por las agencias gubernamentales que comparecieron ante la Comisión de Derechos Humanos y Asuntos Laborales del Senado.

La Oficina de Administración y Transformación de los Recursos Humanos (OATRH) rechazó la propuesta basándose en el Plan de Clasificación y Retribución Uniforme del Gobierno de Puerto Rico y la legislación laboral vigente.

La directora de esa agencia, Diocelyn Rivera, sostuvo que elaborar, como le ordena la medida, un Plan Piloto para que ciertos empleados puedan trabajar y completar una jornada laboral de cuatro días y 32 horas sin reducción salarial, “no es cónsona con el ordenamiento jurídico vigente, por afectar la uniformidad en la implementación del Plan de Clasificación y Retribución Uniforme y los principios constitucionales de igual protección de las leyes y de igual paga por igual trabajo. No favorecemos el Proyecto”, dijo.

Naiomy Álamo, que representó al Departamento del Trabajo y Recursos Humanos (DTRH) también expresó las reservas que tiene dicha agencia con la legislación. “La propuesta de este proyecto reduce la jornada en el servicio público sin reducción de salario, lo cual podría tener un impacto fiscal. El Artículo 204 l de la «Ley para la Supervisión, Administración y Estabilidad Económica de Puerto Rico» (PROMESA, en inglés), requiere se certifique el impacto fiscal de cada ley y su consistencia con el Plan Fiscal”.

Agregó que la Ley 8-2017 contempla medidas de reducción de jornada como acción para evitar cesantías ya que, de ordinario, representan un ahorro para el Gobierno de Puerto Rico. “Asimismo, se permiten las reducciones de jornada voluntarias a solicitud del empleado público mediante acuerdo con su patrono en las cuales el empleado puede acogerse a una jornada semanal cuatro días y devengar el 80% de su retribución bruta”, detalló.

Aclaró que el DTRH administra la legislación laboral pertinente al sector privado de Puerto Rico, “por lo que este proyecto no se encuentra dentro de los asuntos bajo la jurisdicción de peritaje de nuestra agencia”.

A favor del proyecto se expresó la Oficina de la Procuradora de las Mujeres, que representada por Javier Flores, manifestó su respaldo a “la intención legislativa que enmarca este proyecto. Ello, puesto que considerando que gran parte de la fuerza laboral de Puerto Rico está integrada por mujeres, al tiempo que son nuestras mujeres quienes también llevan la carga mayoritaria del trabajo no remunerado en nuestro país”.

Otros que respaldaron la propuesta fueron Josué González,presidente de la Unión de Trabajadores de la Industria Eléctrica y Riego (UTIER); y Raúl González en representación de la Asociación de Maestros

“Nos parece, que en momentos en que el Gobernador hace un llamado a que nuestra juventud procrea lo que serán las y los trabajadores del futuro, que si de verdad desea lograr dicho objetivo es menester crear las condiciones para ello. Por tanto, nos unimos en apoyo al presente proyecto”, dijo el portavoz de la UTIER.

“Aún cuando el personal docente, a quienes con orgullo representamos no se encuentra incluido en este grupo de trabajadores, cuya jornada oficial sobrepasa las 37 horas semanales y que se reduciría su jornada a 32, entendemos apropiado realizar el plan piloto de manera que podamos recopilar, analizar y por ende, interpretar resultados desde nuestra perspectiva como sociedad y no necesariamente adoptar, sin mayor estudio, los planes y estrategias de otros países”, sostuvo por su parte el representante de la Asociación de Maestros.

Ariadna Godreau, fundadora y directora ejecutiva de Ayuda Legal Puerto Rico, favoreció la medida “como patrono que estamos experimentando este proceso dentro de la organización sin afectar los servicios que ofrecemos”.

También favorable a la propuesta se expresó Veronika Banuchi de la organización One Fare Wage, que señaló que “respaldar un proyecto de ley que reduzca la jornada laboral sin reducir el salario es una medida justa y necesaria. No solo mejoraría la calidad de vida de las personas que trabajan al permitirles disfrutar de más tiempo libre, sino que también promovería la productividad, el bienestar y la equidad de género”.

La presidenta de la Comisión, la senadora Ana Irma Rivera Lassén, explicó que el propósito de las medida, el Proyecto del Senado 1143 y la Resolución del Senado 394, “es que veamos la posibilidad de ofrecerle a nuestros empleados una jornada de cuatro días sin reducción de salario. Lo que tiene el gobierno actualmente es reducción de jornada y reducción de salario. Esta medida habla de un plan piloto que le tocaría a la OATRH ver la viabilidad y conveniencia no de lo que está, sino de lo que podría ser…esto se está viendo en muchas partes del mundo y al parecer está dando buenos resultados”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *