Skip to content

¡La Internacional Comunista Revolucionaria ha llegado!

Spread the love

Tras una semana fantástica de ideas revolucionarias e informes inspiradores de todo el mundo; tras muchos meses de preparación por parte de miles de camaradas en docenas de países; la conferencia fundacional de la Internacional Comunista Revolucionaria (ICR) concluyó con el voto unánime de lanzar esta nueva Internacional

Tras una semana fantástica de ideas revolucionarias e informes inspiradores de todo el mundo; tras muchos meses de preparación por parte de miles de camaradas en docenas de países; la conferencia fundacional de la Internacional Comunista Revolucionaria (ICR) concluyó con el voto unánime de lanzar esta nueva Internacional. Pero esto es sólo el principio. Estamos construyendo el partido mundial del comunismo revolucionario y necesitamos tu ayuda. Únete a la recién fundada ICR, estudia las ideas genuinas del marxismo y ¡ayúdanos a luchar por la revolución en nuestras vidas!

La conferencia fundacional ha sido un éxito impresionante. Hace dos años, cuando todas las reuniones estaban restringidas a ser virtuales, celebramos una Universidad Marxista Internacional en línea tremendamente exitosa con 7.700 participantes. Los eventos de esta semana reunieron al mismo número en línea en más de 120 países, así como a 500 camaradas en persona, aquí en Italia. Ha sido un acontecimiento verdaderamente internacional, como no se puede encontrar en ningún otro lugar del planeta.

Recaudamos la impresionante cifra de 488.930 euros, con más de 20 debates sobre todos los elementos fundamentales de nuestro programa, destilados en nuestro Manifiesto, que también fue respaldado unánimemente. Coronamos esta semana excepcional con la fundación oficial de la Internacional Comunista Revolucionaria.

Construir partidos comunistas revolucionarios

La sesión de clausura de nuestra conferencia fundacional ofreció una visión general de los fenomenales avances logrados por nuestra organización en todo el mundo. Hamid Alizadeh, del Secretariado Internacional de la ICR, introduciendo el debate, señaló que no hay nada como la ICR en ningún lugar del mundo. Ninguna otra organización ha abordado con seriedad las ideas genuinas del marxismo y las verdaderas tradiciones del comunismo revolucionario.

Puede que la ICR sea nueva, pero nuestras raíces son profundas. Un hilo ininterrumpido nos conecta con las ideas de Marx, Engels, Lenin y Trotsky. Como señaló Hamid: «Somos una organización revolucionaria, siempre lo hemos sido y siempre lo seguiremos siendo».

En décadas anteriores, nosotros, los auténticos comunistas, éramos quizá la fuerza más débil de la política.  Pero si éramos débiles en los números, teníamos algo más que a largo plazo es decisivo, cuyo valor ninguno de nuestros competidores comprendió: La teoría marxista, en la que no cejaremos en nuestro empeño a medida que crezcamos.

Crecimiento explosivo en todo el mundo

Durante el debate, camaradas de toda la Internacional explicaron los asombrosos éxitos que han llevado a la fundación de la ICR. En abril de 2023, teníamos 4.400 camaradas a nivel internacional, pero en sólo 12 meses hemos crecido hasta los 6.500. Es sólo cuestión de semanas que la ICR alcance los 7.000 camaradas, un hito importante en nuestro desarrollo. La Internacional ha crecido casi un 50% en un año, y algunas secciones han crecido hasta un 150% en el mismo periodo, como nuestra sección danesa, que ahora cuenta con 247 camaradas.

En la actualidad, la ICR cuenta con secciones en 26 países, y hay grupos importantes en otros 12 países que están trabajando para convertirse oficialmente en secciones. Si añadimos los grupos más pequeños y los individuos de todo el mundo, tenemos camaradas construyendo el trabajo de la ICR en más de 70 países.

Gran Bretaña es actualmente la sección más grande de la ICR, con más de 1.200 camaradas y más de 100 grupos de base en todo el país. Recién fundado su Partido Comunista Revolucionario, los camaradas británicos se vieron inesperadamente catapultados al centro de atención tras un debate televisado donde la camarada Fiona Lali demolió a la diputada conservadora de derechas Suella Braverman, que se hizo viral.

Ahora, los camaradas británicos han lanzado una campaña electoral para que Fiona sea elegida diputada, que ha tenido una enorme acogida. Por primera vez, en Gran Bretaña hemos entrado en diálogo con las masas. El objetivo de los camaradas de construir un partido de 10.000 combatientes de clase entrenados en el próximo período se siente al alcance de la mano.

En Canadá, el recién fundado Partido Comunista Revolucionario es ahora más grande que cualquier grupo autoproclamado «revolucionario» del país, con 820 miembros esparcidos por la mayoría de las principales ciudades del país. Tales éxitos se reflejan al sur de la frontera en Estados Unidos, donde los comunistas revolucionarios cuentan ahora con más de 800 camaradas, lo que refleja una asombrosa tasa de crecimiento del 150% desde agosto de 2023. En las próximas semanas, los camaradas celebrarán este éxito fundando los Comunistas Revolucionarios de América.

El informe de EEUU destacó la audacia de nuestros camaradas. Como informamos ayer, el camarada de la RCA Milos Minos ha sido amenazado con 90 días de cárcel, debido al enorme impacto de sus panfletos exponiendo la explotación de los trabajadores en el Aeropuerto Internacional de Minneapolis. Evidentemente, se trata de un ataque por motivos políticos, y los camaradas de EEUU tienen la intención de hacer campaña enérgicamente para que se retiren los cargos.

Delegación de EE.UU. a la conferencia fundacional de la ICR.

En Pakistán, la ICR cuenta ahora con 705 miembros, quienes han tomado la decisión de fundar un Partido Comunista Revolucionario en diciembre de este año. Esto, sin duda, detonará como una bomba dentro de la política pakistaní. Como dijeron Hamid y el camarada Adam Pal de Pakistán, «nos hará muchos enemigos, pero muchos más amigos». Adam condenó ferozmente el podrido sistema capitalista de Pakistán, que nuestros camaradas se han comprometido a destruir. Subrayó la situación en Cachemira, donde las paralizantes subidas de precios están llevando a innumerables trabajadores y campesinos a luchar frente a la represión, como un ejemplo de exactamente lo que la ICR pretende derrocar.

Los camaradas también dieron informes inspiradores sobre el desarrollo de nuestro trabajo en países donde antes teníamos poca presencia. Por ejemplo, en Irlanda, la conferencia fundacional de los Comunistas Revolucionarios de Irlanda tuvo lugar a principios de este año. Los camaradas han publicado la primera edición de su periódico y están trabajando para contratar a un revolucionario a tiempo completo. Un trabajo similar se está desarrollando rápidamente en Finlandia, donde ahora hay 27 camaradas de la ICR, frente a sólo tres en 2023.

¿Eres comunista?

Hamid explicó que el inmenso crecimiento de la ICR demuestra lo acertado de nuestra campaña «¿Eres comunista? Hay innumerables trabajadores y jóvenes en todos los países del mundo que buscan activamente el comunismo, y nada menos. Que hayamos comprendido esto y nos hayamos dirigido decididamente hacia esta capa constituye todo el secreto de nuestro éxito.

Pero como señaló Hamid, hay una capa aún mayor de personas que todavía no se ven a sí mismas como comunistas, pero que están llenas de ira y frustración por el estado de la sociedad. Odian a sus jefes. Odian a los políticos. No sienten más que desprecio por los medios de comunicación mentirosos. Buscan una salida. Puede que aún no sean comunistas, pero están dispuestos a dejarse convencer. Tenemos que aprender a hablarles: presentándoles nuestras ideas de forma que puedan entenderlas y que conecten con las luchas de la vida cotidiana de millones de hombres y mujeres ordinarios.

Nuestro constante trabajo revolucionario no sólo ha atraído a una avalancha de nuevos camaradas, sino también los ataques de la clase capitalista. En Austria, Gran Bretaña, Dinamarca, Suiza, EEUU y otros lugares, nuestros camaradas han sido objeto de ataques políticos en la prensa de derechas y por parte de los partidos capitalistas establecidos. Por supuesto, ¡nos alegramos de su indignación y de la publicidad gratuita!

La clase dominante nos ataca porque empezamos a conectar con el estado de ánimo real de la sociedad, que es de rabia palpable contra el podrido sistema capitalista. Por esta razón, la determinación de los camaradas sólo se ve reforzada por estos ataques, que también han atraído hacia nosotros a una capa más amplia de trabajadores y jóvenes.

¡Palestina Libre!

Uno de los focos del trabajo de la ICR en los últimos meses ha sido el movimiento palestino en todo el mundo. Desde el principio, nuestros camaradas han estado a la vanguardia de esta lucha, y en particular de la oleada internacional de acampadas estudiantiles que han barrido más de 100 universidades.

Hay un ambiente de frustración y rabia en el movimiento de solidaridad con Palestina. Lo que falta es una dirección política clara que dé expresión a este estado de ánimo. Hay un enorme vacío que llenar.

Esto explica el enorme impulso que ha recibido la campaña electoral de Fiona en Gran Bretaña. Ha recibido millones de visitas en las redes sociales y ha conseguido cientos de miles de nuevos seguidores, que la ven como un faro que denuncia sin miedo la hipocresía de los criminales de guerra capitalistas.

Hamid señaló que la increíble publicidad de nuestras ideas demuestra que «debemos aprender a pensar en grande». La campaña de Fiona es una anticipación local de las oportunidades que se abrirán a medida que crezca la ICR, haciendo posible llegar a capas cada vez más amplias con nuestro programa y nuestras ideas. Pero para ello debemos aprender el arte de aprovechar esas oportunidades para construir.

Logros destacados

El crecimiento de la ICR en el último año ha sentado las bases para dar un gran paso adelante en todos los aspectos de nuestro trabajo.

Wellred Books, la editorial de la ICR, se ha convertido en la única editorial del mundo que publica sistemáticamente teoría marxista. La reciente reedición de La enfermedad infantil del izquierdismo en el comunismo de Lenin con una nueva introducción, así como la publicación de una nueva colección de escritos seleccionados de Lenin Sobre la guerra imperialista son armas valiosas en el arsenal teórico de los comunistas de todo el mundo.

Algunos de los libros publicados por Wellred Books.

En sólo los primeros seis meses de este año, Wellred Books ha vendido 11.700 libros, en comparación con 4.500 en todo 2020. Esto demuestra la increíble sed por las ideas revolucionarias que existe en la sociedad. Aproximadamente un tercio de los libros vendidos fueron ejemplares de En defensa de Lenin, de Rob Sewell y Alan Woods, una obra indispensable sobre el mayor revolucionario de la historia, publicada con motivo del centenario de su muerte.

La revista En defensa del marxismo, la publicación teórica trimestral de la ICR, también ha tenido su mejor año. El último número vendió 4.200 ejemplares y se está traduciendo al español, francés, portugués, italiano, árabe, alemán, chino, indonesio y ruso. La caricatura del marxismo nos pinta como preocupados únicamente por las cuestiones económicas del pan. Esto está muy lejos de la realidad, y el próximo número abordará la importante cuestión del enfoque comunista del arte y la cultura, con artículos sobre poesía, teatro griego y un ensayo clave de Trotsky sobre cultura y socialismo.

También hemos emprendido muchas nuevas iniciativas de éxito, como el podcast de la Internacional El espectro del comunismo, que se lanzó el año pasado, ya ha alcanzado las 280.000 reproducciones y tiene 10.000 seguidores. El podcast ha producido docenas de episodios, cubriendo una amplia gama de temas teóricos, así como acontecimientos de actualidad. Tenemos grandes planes para Spectre of Communism en el próximo periodo, ¡así que permanezcan atentos!

Solidaridad internacional

Como Hamid, y más tarde Alan Woods, comentaron en su discurso de clausura, estamos construyendo un partido de lucha comunista en medio de una sangrienta y brutal guerra de clases que se está desarrollando en todo el mundo. El penúltimo día de la conferencia nos lo recordó crudamente la noticia de que el gobierno había reprimido a los dirigentes de un movimiento de masas contra el aumento de los precios de los productos de primera necesidad en la Cachemira paquistaní.

Los camaradas votaron unánimemente a favor de una declaración en plena solidaridad con los perseguidos por el Estado pakistaní. El texto completo de esta declaración está disponible aquí.

También recibimos noticias de nuestros camaradas húngaros de que su reunión para ver la transmisión del evento fue violentamente disuelta por una banda de fascistas, con un camarada hospitalizado. Toda la conferencia quedó conmocionada por la noticia y envió inmediatamente un mensaje de solidaridad.

Como comunistas, nos mantenemos unidos contra los viles matones reaccionarios y nos negamos a retroceder ante tales amenazas. Un daño a uno es un daño a todos. No nos acobardaremos.

Parte de la delegación del estado español a la conferencia fundacional de la ICR.

¡Los comunistas han llegado!

La conferencia fundacional de la ICR fue verdaderamente un acontecimiento histórico, como ningún camarada había vivido jamás. Alan Woods, en su discurso de clausura, habló en nombre de todos los participantes cuando dijo: «Nunca en mi vida he visto una reunión tan inspiradora como ésta».

Hamid, citando la obra de Trotsky Sobre la fundación de la Cuarta Internacional, resumió lo que significa ahora ser miembro de la ICR:

«Los grandes acontecimientos que se ciernen sobre la humanidad no dejarán piedra sobre piedra de estas organizaciones que sobreviven. Sólo la Cuarta Internacional mira con confianza el futuro. ¡Es el partido mundial de la revolución socialista! Nunca hubo un objetivo más importante. Sobre cada uno de no­sotros cae una tremenda responsabilidad histórica.

El partido nos exige una entrega total y completa. Que los filisteos sigan buscando su individualidad en el vacío; para un revolucionario darse enteramente al partido significa encontrarse.

Sí, nuestro partido nos toma por entero. Pero en compensación nos da la mayor de las felicidades, la conciencia de participar en la construcción de un futuro mejor, de llevar sobre nuestras espaldas una partícula del destino de la humanidad y de no vivir en vano.»

Esto es lo que la ICR nos ofrece a todos y cada uno de nosotros. La confianza y el optimismo de saber que tenemos el mundo por ganar, y que sabemos precisamente cómo ganarlo. Sin embargo, aunque todos volveremos de esta conferencia a nuestros respectivos países llenos de un entusiasmo sin límites, también volveremos plenamente conscientes de la seriedad de nuestro trabajo. «No os ofrecemos una vida cómoda», dijo Alan a los camaradas. «Sino una vida de dura lucha».

Se basó en el ejemplo de Espartaco, a quien Marx llamó en una ocasión el mejor representante de la antigüedad. Este hombre extraordinario levantó un ejército de esclavos y desafió el poderío de la República Romana, anotándose muchas victorias. Para explicar cómo los esclavos podían derrotar a la fuerza militar más poderosa de su época, el ejército romano, los esclavistas inventaron todo tipo de leyendas: que Espartaco había nacido de la realeza tracia; que su mujer era maga, etc. Alan citó la excelente película de 1960 de Stanley Kubrick sobre la vida de Espartaco, que muestra a su héroe en una melancólica conversación con su esposa Varinia tras una exitosa batalla.

Varinia pregunta a Espartaco por qué no celebra su victoria, a lo que Espartaco responde que no sabe leer, que siente esta marca de su esclavitud, y que le gustaría que ella le enseñara. En eso consiste la revolución: en la lucha del alma por una vida digna del ser humano.

En una última anécdota, Alan recordó una conversación con una persona que vivió realmente un acontecimiento semejante. Mientras estudiaba en la Universidad Estatal de Moscú, Alan conoció a una anciana que fue testigo de la Revolución de Octubre de 1917. Más tarde pasó 17 años en los infernales campos de concentración de Stalin. Alan le explicó cómo todos los años de dolor y penurias se le borraron de la cara cuando le preguntó por su experiencia de la Revolución de Octubre.

«No puedes imaginarte lo que fue», dijo. «Fue una elevación espiritual». En ese momento, su rostro volvió a decaer y añadió: «no como ahora».

Hoy debemos terminar lo que empezaron los bolcheviques hace más de 100 años. Debemos deshacer el nudo de la historia cortado por los crímenes del estalinismo y construir una verdadera Internacional Comunista Revolucionaria que pueda llevar a los trabajadores del mundo a la victoria final.

La ICR ha sido fundada, ¡pero ahora empieza el trabajo! Crecer, construir el partido mundial de la revolución socialista. No hay causa más grande en la tierra que ésta, así que si aún no te has unido a nosotros en esta lucha, ¡hazlo!

Fuente: In Defense of Marxism

Puedes enviarnos tus comentarios y opiniones sobre este u otro artículo a: rumboalterno@gmail.com

Share:  Tagged Marxismo

Author: Internacional Comunista Revolucionaria

Organización marxista revolucionaria, anteriormente conocida por Corriente Marxista Internacional (CMI), con secciones organizadas en 26 países y grupos importantes en otros 12 países. Nos organizamos en el movimiento obrero y juvenil por el derrocamiento del capitalismo y un futuro socialista para la humanidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *