Skip to content

Luis Pedraza Leduc: Con la Junta de Control Fiscal en control del gobierno los ricos siguen ganando y el pueblo pagando los platos rotos

Spread the love

Es decir, la Junta no aprobó los cambios que favorecen a las corporaciones y empresarios y permitió un alivio contributivo que sigue siendo a favor de los que más tienen

Junta de Control Fiscal

Buenos días. El 1ro de diciembre tocamos el tema de la “Ley para establecer un Sistema Contributivo Simple Y Equitativo para todos los Puertorriqueños”. El proyecto, aprobado por la Asamblea Legislativa, esperaba la firma del gobernador y la Junta de Control Fiscal advirtió que la reducción de ingresos contributivos tenía que ser obtenida de otra forma o anula la legislación. Dijimos que la pelea estaba casada. Ya sabemos que se definió en favor de la Junta.

El gobernador vetó la ley por orden de la JCF y la Junta le está autorizando a reintegrar un cheque a ciertos contribuyentes conforme las tablas contributivas que establece el proyecto. Es decir, la Junta no aprobó los cambios que favorecen a las corporaciones y empresarios y permitió un alivio contributivo que sigue siendo a favor de los que más tienen.

Este alivio en año electoral será tema de campaña entre el ejecutivo y los líderes legislativos. El cheque a enviar solo será por este año por lo cual la reforma contributiva se pospone para discusión en el 2025. Mientras tanto, los ricos siguen ganando y el pueblo pagando los platos rotos.

Luis Pedraza Leduc

Pedro Pierluisi logra acuerdo con la Junta Fiscal para ofrecer un incentivo a los contribuyentes de la clase media el año próximo

miércoles, 13 de diciembre de 2023 – 1:53 p.m.

Por Gloria Ruiz Kuilan

Según el gobernador Pedro Pierluisi, la entrega del incentivo dependerá de la agilidad con que la Legislatura apruebe una enmienda a la resolución presupuestaria de este año para añadirle $260 millones al presupuesto. (Xavier Araújo)

Si perteneces a la clase media asalariada, prepárate para recibir el próximo año un incentivo, cuya cantidad aún no se ha definido, y que es resultado de un acuerdo entre el gobierno, la Asamblea Legislativa y la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) que deja atrás la reforma contributiva, informó este miércoles el gobernador Pedro Pierluisi.

Pierluisi precisó que la entrega del incentivo dependerá de la agilidad con que la Legislatura apruebe unas enmiendas a la resolución presupuestaria de este año fiscal para añadirle $260 millones. Con ese dinero, explicó el primer ejecutivo, se subsidiaría el incentivo y se descartaría el proyecto aprobado para dar paso a una reforma contributiva a la que se oponía la Junta. “Mi equipo (fiscal) le entregó al liderato legislativo un proyecto de enmiendas a la resolución conjunta que aprobó el presupuesto del año fiscal que está corriendo. Esta enmienda tiene el visto bueno de la JSF. La trabajamos junto con la Junta de Supervisión”, dijo Pierluisi.

“El propósito del aumento es permitirle al Departamento de Hacienda que otorgue incentivos a contribuyentes individuales por, básicamente, la misma cantidad del alivio que la Asamblea Legislativa propuso en el proyecto que la Junta objetó”, agregó.

El proyecto contemplaba un alivio contributivo para los individuos y las corporaciones no exentas. Concedía alivios para individuos cuyos ingresos tributables fueran de alrededor de $41,000 en adelante, hasta $300,000. El alivio mayor era para individuos con ingresos tributables de $41,000 a $81,000 anuales.

“Los que tienen ingresos tributables mayor de $300,000 no van a recibir incentivos”, aclaró Pierluisi. El Nuevo Día intentó contactar a los presidentes legislativos José Luis Dalmau Rafael “Tatito” Hernández, pero solo este último respondió.

Hernández dijo que no deseaban entrar en “una lucha” con la JSF que dilataría el alivio para los contribuyentes en momentos en que hay los recursos para concederlos. Ahora bien, el presidente cameral dejó claro que le corresponde a la Asamblea Legislativa legislar, lo que ”tiene un arte, unas formas”.

“Voy a explicar cómo va a quedar, porque el borrador (de la resolución sometida por el gobernador) tiene el camino, pero hay que hacerle ajustes”, sostuvo. Aclaró que será Asamblea Legislativa la que establezca la cantidad de incentivos que recibirá cada contribuyente, sobre la base del umbral contributivo en el que cae por sus ingresos tributables. De esta forma, dijo Hernández, se hace “ágil” el proceso de entrega del incentivo.

“En vez de quedarnos sin nada…”

De esta forma, la JSF y el gobierno acuerdan no dar paso al proyecto de la Cámara 1839, aprobado en la pasada sesión ordinaria, que impulsaba una reforma contributiva cambiando las tasas permanentes tributables. El gobierno argumentaba que la iniciativa representaba un impacto al fisco de alrededor de $550 millones, mientras que la JSF sostenía que sería $750 millones este año fiscal y en unos $3,000 millones en cinco años. Por eso, el ente a cargo de las finanzas de la isla exhortaba al gobernador a no firmar la pieza legislativa y amenazaba con acudir a los tribunales e impugnarla si el primer ejecutivo no seguía su recomendación. Pierluisi tenía hasta el sábado para firmar o no el proyecto de ley y había decidido encaminar un diálogo con la JSF para buscar una solución. El director ejecutivo de la JSF, Robert Mujica, había anticipado este martes la viabilidad de alcanzar un acuerdo solo para este año fiscal.

“En vez de quedarnos sin nada, en vez de que ningún contribuyente reciba un incentivo en este año próximo calendario, en este 2024… la cifra la validamos, por lo que cerca de 600,000 contribuyentes recibirán el alivio, que ya la Asamblea (Legislativa) aprobó. Pero va a ser por vía de un incentivo. Es decir, es como un pago separado. Van a radicar su planilla, pero Hacienda les va a dar este pago de incentivo”, precisó el gobernador. A preguntas de los periodistas, dijo que el diálogo con la JSF continúa en búsqueda de una “reforma contributiva comprensiva” y que sea permanente. Pero se reiteró en que la medida aprobada era “la mejor alternativa”. Ahora bien, reconoció que aprobar la medida “era quedarse sin nada” por el rechazo de la JSF.

“La fecha exacta de cuándo a los contribuyentes le va a llegar este incentivo va a depender de con cuánta rapidez la Asamblea Legislativa apruebe el proyecto de enmienda a la resolución conjunta que acabamos de someterle en el día de hoy”, declaró Pierluisi.

“Lo ideal es que el incentivo llegue allá para abril o mayo, pero eso va a depender de si la Asamblea Legislativa aprueba con celeridad la enmienda a la resolución presupuestaria”, agregó, no sin antes mencionar que la JSF deberá refrendar lo aprobado.

Incentivo en año eleccionario

El acuerdo del gobernador con la JSF surge en pleno año preeleccionario. De aprobarse el incentivo, se otorgaría en año eleccionario e, incluso, si es en mayo, sería antes de las primarias de ley pautadas para el 2 de junio, de acuerdo con el Código Electoral. La Legislatura reanuda su sesión ordinaria el 8 de enero. Una vez se apruebe la resolución presupuestaria, el Departamento de Hacienda estará en posición de fijar las guías para otorgar el incentivo. Pierluisi dijo que descartó convocar una sesión extraordinaria por el período navideño.

Pero el presidente cameral mostró reparon con que Hacienda esté a cargo de las guías para otorgar el incentivo.

“Ahí te estás adjudicando que es una reducción de contribuciones que es lo que maneja Hacienda y es un incentivo. Es entregarle un cheque al contribuyente. Quién establece los umbrales para entregarle eso al contribuyente, es la Asamblea Contributiva. Estamos de acuerdo en el resultado final. No estamos pensando en planillas”, afirmó Hernández.

“Tenemos un borrador de lenguaje. La distribución de cuánto es la cantidad y cuánto es el umbral (contributivo), lo vamos legislar con certeza para que sea más justo y le llegue más rápido al contribuyente”, puntualizó. Cuestionado sobre lo apresurado del proceso, el primer mandatario recalcó que los contribuyentes deben cumplir con su responsabilidad contributiva como dicta la ley y, si se aprueba la resolución presupuestaria, se les remite el incentivo usando la plataforma SURI.

Las expresiones del gobernador se produjeron luego de inaugurar el complejo de viviendas De Diego Village, en Río Piedras. Se trata de 94 unidades de una a tres habitaciones que se viabilizaron con $18.1 millones del Programa de Subvención en Bloque para el Desarrollo Comunitario para la Recuperación ante Desastres (CDBG-DR) mediante el Programa de Créditos Contributivos de Vivienda por Ingresos Bajos (LIHTC, en inglés). El proyecto es de renta para familias de ingresos bajos y moderados, mediante el programa federal de Sección 8.

El secretario de la Vivienda, William Rodríguez, estimó que el costo de la renta por una vivienda de una habitación debe ser de aproximadamente $700. “Todo va a depender de los ingresos”, afirmó.

El secretario de Hacienda, Francisco Parés, dará más detalles esta tarde en una conferencia de prensa convocada a último momento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *