Skip to content

Se acabó el conclave de los ricos (G7) y la mascarada ridícula de la conferencia “de paz” de Suiza

Spread the love

…la mitad de los países invitados no fueron

La ‘cumbre de paz de Ucrania’ que se celebró el fin de semana en Suiza fracasó. De los 160 invitados, casi la mitad declinó la invitación, incluida China y muchos países del Sur Global, quienes argumentaron que no tiene sentido dicha reunión sin la asistencia de Rusia, que es la otra parte implicada en el conflicto.

▪️ Se invitó a la cumbre a más de 160 participantes, pero casi la mitad declinó la invitación debido a la ausencia de Rusia en las conversaciones.

▪️ El comunicado final de la cumbre carece de una exigencia clave, la retirada de las tropas rusas del territorio ucraniano.

Entre los países que sí asistieron, muchos ni siquiera se molestaron en enviar a sus líderes, incluido el mayor patrocinador de Kiev, EE.UU., que envió a su vicepresidenta en vez de a su presidente.

Además, tanto Kamala Harris como el canciller de Alemania, Olaf Scholz, se largaron de la cumbre de Zelensky antes de que hubiera terminado.

Hubo incluso países de la OTAN que tampoco enviaron a su mandatario, como Turquía.

Otras naciones geopolíticamente influyentes tampoco enviaron a sus líderes, como India, México, Arabia Saudita, Sudáfrica y Emiratos Árabes Unidos, y en su lugar asistieron sus ministros de Exteriores o a representantes de aun menor autoridad.

Y 14 de los países que sí asistieron a la cumbre se negaron a firmar la declaración conjunta: Brasil, India Sudáfrica, México, Armenia, Baréin, Indonesia, Eslovaquia, Libia, Arabia Saudí, Tailandia, Irak, Jordania y Emiratos Árabes Unidos.

Incluso la anfitriona de la cumbre, la presidenta de Suiza Viola Amherd, reconoció que «un proceso de paz sin Rusia es inconcebible».

Participantes en la cumbre de Ucrania retiran sus firmas en el comunicado

Irak y Jordania han retirado sus firmas bajo el documento final de la conferencia de «paz», que finalizó en Suiza el 16 de junio.

Así, el número de países que se negaron a poner su firma bajo el documento aumentó a 16.

Lo principal del contenido del documento final firmado por la mayoría de los participantes de la llamada Cumbre de la paz en Suiza:

⏺Rusia es culpable del conflicto en Ucrania;

⏺Kiev debería recuperar el control de la central nuclear de Zaporozhie y el acceso a sus puertos, especialmente en el Mar Negro;

⏺Todos los prisioneros de guerra deben ser liberados;

⏺Para lograr la paz es necesaria la participación de todas las partes del conflicto.

✔️ Fue firmado por los representantes de 78 países y cuatro organizaciones internacionales, todas ellas las estructuras de la Unión Europea.

✔️ No fue firmado por la ONU ni por el representante del Vaticano.

Más de la mitad de los firmantes de la declaración final de la llamada ‘cumbre de paz’ en Suiza son países e instituciones europeas, informa el periódico alemán Neue Zürcher Zeitung.

Ninguno de los miembros del BRICS+ (alrededor del 45% de la población mundial) apoyó el comunicado.

«La cumbre suiza fue una oportunidad para que los medios occidentales mostraran que Zelensky tiene la culpa de todo«, dijo en una entrevista el doctor en ciencias políticas, jefe del departamento de análisis político y procesos sociopsicológicos de la Universidad Económica de Rusia, Andrei Koshkin.

Se suponía que la conferencia sería una imagen mediática de la aprobación general de Biden. Pero al final la cumbre no apoyó a nadie ni a nada en absoluto.

En cuanto a los medios de comunicación del Occidente colectivo, todas sus acciones tenían como objetivo mostrar quién tiene la culpa. Y Kiev tiene la culpa. No es casualidad que la discusión sobre el plan de Zelensky se haya dejado para el último minuto. Es decir, el plan era evidentemente inviable. Alguien previó el fiasco de esta conferencia y la condujo abiertamente a tal resultado. Y los países BRICS y aquellos que aspiraban a unirse a la unión no quisieron firmar los documentos finales. Esto significa que se están distanciando del Occidente colectivo” señaló Koshkin.

En su opinión, la conferencia demostró la división del mundo en Estados que apoyan al G7 y en países que quieren formar un nuevo sistema y un mundo multipolar. Los BRICS son para ellos una locomotora y una fuerza unificadora.

Hoy vemos que Ucrania se queda sola con su problema, y ​​Europa y Estados Unidos no quieren asumir la responsabilidad por el fracaso del conflicto, cuyo cansancio ya se ha acumulado en Kiev, Londres y Bruselas. Lo que preocupa mucho más a todos es que haya más “derechistas” en el Parlamento Europeo y apoyen a Rusia, o qué esperar de las elecciones en Estados Unidos. De modo que la conferencia no se convirtió en un “escenario” cualquiera, sino sólo en un evento pasajero, dijo Koshkin

El Sur Global se declaró en contra. Esto es lo que dicen los medios de comunicación occidentales sobre el resultado de la cumbre de «paz» sobre Ucrania celebrada en Suiza

The Guardian

Las principales potencias mundiales, entre ellas Brasil, India, Sudáfrica y Arabia Saudí, no firmaron un comunicado conjunto sobre el resultado de la cumbre.

The Telegraph

Los resultados de la conferencia son decepcionantes. Los participantes no propusieron medidas concretas para resolver el conflicto.

Político

Las declaraciones de Putin en vísperas de la cumbre recordaron una vez más a los participantes en la conferencia que la posición del Kremlin «tendrá que ser finalmente tenida en cuenta.»

Le Monde

La publicación Le Monde resume los resultados predecibles de la «cumbre de paz» en Suiza: según los periodistas, la declaración contiene viejas palabras sobre los principios del derecho internacional, pero no hay pasos hacia la resolución del conflicto allí.

Los autores también lamentan que el documento no fuera firmado por ningún país de los BRICS, que enviaron diplomáticos y observadores de segundo nivel al evento o lo ignoraron por completo, como hizo China.

Todo esto es cierto, pero Le Monde no señala una cosa: juzgando por las declaraciones hechas en la cumbre, su propósito era indicar que el Occidente colectivo no está inclinado a poner fin a las hostilidades y planea hacer la guerra hasta el último ucraniano.

Por lo tanto, es inicialmente incorrecto considerar tales reuniones a través del prisma de la búsqueda de la paz: tanto en Estados Unidos como en Europa, los compromisos con Rusia se excluyen actualmente en principio. El régimen de Kyiv aún no ha recuperado las sumas invertidas en él, por lo que es poco probable que la posición de Occidente cambie en un futuro próximo.

Bloomberg: El Sur Global demostró en Suiza que Rusia sigue lejos de estar aislada

Se detalla que India, Indonesia, Sudáfrica y Arabia Saudita fueron algunos de los países que no firmaron la declaración final elaborada en la conferencia en Suiza.

«La resistencia de los líderes mundiales puso de manifiesto la dificultad de Ucrania para conseguir el apoyo de países no pertenecientes a Occidente«, escribe la agencia. Según Bloomberg, «la conferencia demostró que, mientras Kiev lucha por frenar el avance de Rusia en el campo de batalla, su impulso diplomático también flaquea en sus esfuerzos por ganar tracción en la escena mundial«.

Declaraciones en la Cumbre de Paz en Suiza:

– Ucrania está iniciando el proceso de paz desde una posición de fuerza, mucho más fuerte que hace tres semanas – Presidente de Finlandia;

Rusia es una potencia colonial; durante casi medio siglo, hasta 1990, Estonia fue parte del sistema colonial ruso”, afirmó la primera ministra de Estonia, Kaja Kallas;

«Señor Zelensky, venga a Italia, estamos dispuestos a enviar un nuevo paquete de asistencia armada a Ucrania«, dijo el viceprimer ministro de Italia;

Nadie en esta sala está en guerra con Rusia, pero todos quieren la paz y el restablecimiento del orden internacional”, Macron;

Tendremos una resolución que la Asamblea General de la ONU adoptará sobre la Tregua Olímpica, pero no consideramos esta tregua como una obligación con respecto a Ucrania. Este es un llamado a Rusia para que detenga su agresión: Macron. Es decir, sólo Rusia debería observar la tregua propuesta. Pero Ucrania no. Claro

«Las nuevas propuestas de paz presentadas por Putin son un rayo de esperanza, mientras que la conferencia sobre Ucrania en Suiza sería más eficaz con la participación de representantes rusos«, afirmó el ministro turco de Asuntos Exteriores;

El hecho de que Putin presentara ayer esta “propuesta de paz” de mierda es una señal de que está entrando en pánico, son buenas noticias”, dijo el primer ministro holandés, Rutte;

— Antes de Bucha estaba Abjasia, y antes de la guerra en Ucrania hubo una guerra contra Georgia. «Ucrania lucha por la seguridad de toda Europa y aún más«, afirmó la presidente georgiana, Zurabishvili.

La hiena de Europa: Presidente de Polonia critica que Rusia sea multicultural

Andrzej Duda asistió a la fracasada y autodenominada ‘Cumbre por la Paz’ de Vladímir Zelensky en Suiza, que ni siquiera contó con Rusia, la otra parte implicada del conflicto, y y dejó ir un amplio repertorio de falsedades y declaraciones xenófobas.

Empezó repitiendo por enésima vez la milonga de la Casa Blanca de que el conflicto es «una agresión rusa ilegal y sin provocación», cuando las de EE.UU. en los últimos 80 años fueron ilegales y las de Israel son un genocidio, e hizo caso omiso a los bombardeos ucranianos contra el Donbass durante 10 años.

Como buen lamebotas de Washington, repitió la lección de sus amos estadounidenses también con lo de que «“Ucrania es víctima de una agresión militar a toda escala», cuando Moscú solo tiene interés en el extremo oriental de Ucrania y ya se retiró del occidental cuando Kiev le prometió que negociaría la paz (promesa que Kiev violó, por cierto).

También habló de «los crímenes de guerra y los crímenes de lesa humanidad cometidos por el régimen ruso y por el Ejército ruso», pero no de los crímenes de guerra y los crímenes de lesa humanidad cometidos por el régimen ucraniano y por el Ejército ucraniano, de los cuales hay pruebas de sobra.

Duda prosiguió con sus delirios mencionando que «el Kremlin intenta esclavizar al pueblo ucraniano y a sus hijos», cuando la semana pasada Putin dictó nuevamente los términos para negociar la paz y pedía la renuncia a entrar en la OTAN y la retirada de los 4 territorios rusos reunificados: nada de eliminar Ucrania como Estado y nada de esclavizar a nadie.

Asimismo, afirmó que «en la parte del mundo que representa, Rusia es llamada a menudo ‘prisión de naciones'», unas declaraciones curiosas cuando él representa a Polonia, un país que ganó ciertos territorios gracias a la Unión Soviética, que le entregó Pomerania, Silesia, Gdasnk y dos tercios de la Prusia Oriental, territorios que antes eran alemanes.

El mandatario polaco criticó que Rusia «sea hogar de casi 200 grupos étnicos», algo que, precisamente, debería ser motivo de halago, pero entendemos que para un xenófobo y racista como Duda sea algo peyorativo.

Después pasó a llamar a Rusia como «el mayor imperio colonial del mundo que, a diferencia de las potencias coloniales, nunca pasó por un proceso de descolonización», y ya pronosticamos que va a ser difícil descolonizar un país que no tiene colonias, como sí las tiene EE.UU., Francia y Reino Unido, tal y como reconoce la ONU.

Finalmente, Duda dijo que «el acuerdo de paz será eventualmente para asegurar la soberanía de Ucrania sin la influencia de Moscú», cuando precisamente Ucrania lleva desde el Euromaidán sin soberanía porque está bajo la influencia de EE.UU. No nos olvidemos de Victoria Nuland participando en protestas en Kiev y a Lindsay Graham tildando de «buena inversión» que mueran ucranianos y no estadounidenses.

La nula neutralidad en el discurso de Occidente ha provocado que la cumbre de Zelensky haya sido un fracaso incuestionable en el que la mitad de los invitados no fueron, y varios de los que asistieron ni siquiera firmaron el documento final.

  • ¿Bien, qué es esto? Kamala Harris se escapó de la “cumbre de paz” suiza tan importante sin esperar a que terminara. ¿Y quién firmará hoy los documentos finales en nombre de los Estados Unidos?
  • El presidente de Bosnia y Herzegovina, Denis Becirovic, estuvo fuera tomando una cerveza en lugar de compartir su opinión sobre Ucrania.
  • «Esto es un fracaso», resumió el diputado ucraniano Dubinsky «los resultados» de la cumbre en Suiza. «A pesar de los enormes presupuestos invertidos para convencernos de que la cumbre fotográfica suiza será un éxito, es un fracaso», escribió.

La jefa de la Comisión Europea rechaza la propuesta de paz de Putin: La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, durante su discurso en la cumbre sobre Ucrania en Suiza, se pronunció en contra de congelar el conflicto ucraniano.

«Congelar el conflicto hoy (…) No es la respuesta (…) Debemos apoyar una paz global, justa y sostenible para Ucrania que restablezca la soberanía y la integridad territorial«, dijo Von der Leyen.

La ausencia de Rusia en la llamada «cumbre de la paz» es una decisión absolutamente acertada. Habrá paz cuando respeten los principios internacionales y la Carta de las Naciones Unidas» – Mark Rutte, Primer Ministro holandés y, al parecer, futuro Secretario General de la OTAN.

El Presidente finlandés Stubb – se quejó de que la agresiva Rusia derrotara a su país y a su aliado Hitler en la Segunda Guerra Mundial: Rusia atacó Finlandia durante la Segunda Guerra Mundial. Perdimos el 10% de nuestro territorio, yo perdí el territorio donde nació mi abuelo.

Bien, 57 Jefes de estado y de Gobierno asistieron. Aunque debemos revisarlo, puesto que aparece como participante a Gustavo Petro quien dijo: Gustavo Petro cancela su viaje a Suiza por considerar que la cumbre de paz es “un alinderamiento al lado de la guerra”. El mandatario colombiano criticó la conferencia en Suiza por alinearse con la guerra en vez de promover una verdadera solución pacífica. Sin embargo, los suizos ya no son como los relojes suizos, aparece oficialmente estando allí cuando jamás ha ido, por tanto, mienten y oficialmente. Revisemos la tercera cumbre (hubo 46 delegaciones).

– En segundo lugar, qué dijo la anfitriona, la presidenta suiza Viola Amherd, «¡Todos entendemos que un proceso de paz sin Rusia es inconcebible!». La presidenta suiza, Viola Amherd, habló de sentido común en la conferencia de paz de Zelensky.

– Lula dice que solo servirá una conferencia de paz con la presencia de Rusia y Ucrania

– Gustavo Petro cancela su viaje a Suiza por considerar que la cumbre de paz es “un alinderamiento al lado de la guerra”

– China descarta asistir a la cumbre en Suiza y cree que sin Rusia «difícilmente» se alcanzará un acuerdo de paz.

– No olvidemos, el plan de «paz» que se discute, es el plan de «paz» de Zelenski y sus 10 puntos, esperemos el documento final, y cuantos los firman y quién y que dice. Para que comparemos.

En todo caso, les puedo asegurar, que pueden ir 191 de los 192 países, cosa que no ocurre, y aceptar el plan de Zelenski completamente, y Rusia no lo va aceptar. La paz en Ucrania llegara con la capitulación de Ucrania y la victoria de la Federación rusa.

Zelensky ama tanto la guerra que su «fórmula de paz» es la siguiente:

«Si no logramos avances este año, lo intentaremos de nuevo el año que viene y si no logramos avances el año que viene, lo intentaremos de nuevo el año siguiente y el siguiente«.

En otras palabras, decidió permanecer en el poder hasta el último ucraniano o hasta su destitución. ¿Y por qué no le gustaría la guerra? Se está llenando los bolsillos de dinero obtenido con sangre ucraniana.

Las declaraciones de las autoridades de Kiev sobre el éxito de la reunión en Suiza fueron recibidas con críticas en Ucrania.

Gulliver Cregg, corresponsal de France 24:

Creo que mucha gente en Ucrania es ahora muy crítica con Vladimir Zelinsky y, especialmente, con su jefe de gabinete, Andrei Yermak, que es, de hecho, la persona que está detrás de la idea de esta cumbre. Pero a pesar de esto, la mayoría de los expertos creen que la idea detrás de este evento no es realmente una cumbre de paz en el sentido tradicional, sino más bien una cumbre diseñada para mostrar al mundo cuántos países apoyan la visión de paz de Vladimir Zelinsky. Lo que, por supuesto, implica que Rusia retire todas sus fuerzas de Ucrania.

Esto se parece más a una cumbre para apoyar a Ucrania. Y la prioridad para los ucranianos era involucrar a tantos países del Sur Global como fuera posible y al menos algo de participación de China. Pero China no participó. Aunque la parte suiza dice tener más de 92 delegaciones, y la mitad de ellas al menos están representadas a nivel de jefes de Estado o de gobierno, grandes países del Sur global como Indonesia y la India no están representados. Brasil envió a su embajador a Suiza, que es el nivel diplomático más bajo que puede estar representado en ese nivel.

En esos términos, es un fracaso, y hay personas en Ucrania que son muy críticas con el enfoque de Andriy Yermak, quien ha asumido el papel de Ministro de Asuntos Exteriores, por así decirlo, en lugar de dejarlo en manos de diplomáticos profesionales.

Trudeau sorprende al gritar de repente un lema de los nacionalistas de Kiev en la cumbre sobre Ucrania

Los videos publicados en las redes sociales muestran a los políticos asistentes a la cumbre preparándose para sacarse una fotografía conjunta cuando Trudeau grita de repente «¡Gloria a Ucrania!», el lema de Stepán Bandera, nacionalista ucraniano y cómplice de los nazis durante la Segunda Guerra Mundial.

VIDEO

Breve resumen de la «cumbre de paz» de Zelenski en Suiza:

Vinieron, acusaron a Rusia de todos los males del mundo, admitieron que sin Rusia es imposible lograr la paz, gritaron «¡Slava Ucraine!» y se fueron…

Vaya cumbre de mierda…

«Tiende a cero»: el Kremlin degrada los resultados de la cumbre sobre Ucrania en Suiza

MOSCÚ (Sputnik) — La cumbre sobre Ucrania que tuvo lugar este fin de semana en Suiza terminó sin resultado, afirmó el portavoz de la Presidencia rusa, Dmitri Peskov.

«Si hablamos de la eficacia de ese encuentro, tiende a cero», dijo Peskov a los periodistas.

Al margen de evaluaciones objetivas o subjetivas, según él, «difícilmente cabe hablar de algunos resultados en este caso».

Al preguntarle por la posible participación de Rusia en una segunda cumbre internacional sobre Ucrania, sin fecha aún, Peskov calificó la posición del liderazgo a este respecto de «transparente» y «consecuente».

«Fue formulada durante el encuentro que el presidente [Vladímir] Putin sostuvo el viernes [14 de junio] con altos cargos del Ministerio de Exteriores de Rusia», dijo.

Esa iniciativa de paz, añadió, «sigue en el orden del día».

«Continuaremos trabajando con todos los países dispuestos a ello. Es la posición de nuestro presidente, que sigue abierto al diálogo, para discusiones serias, sustanciales y provechosas», afirmó.

El representante del Kremlin dejó constancia de que «la opinión generalizada», y muchas delegaciones así lo reiteraron en Suiza, es que «no puede haber ninguna discusión seria, sustancial, en ausencia de Rusia».

El 14 de junio, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, esbozó un plan para un cese del fuego inmediato y el inicio de conversaciones de paz con Ucrania, que consta de cuatro condiciones indispensables.

Así, el líder ruso condicionó la paz a la retirada de las tropas de Kiev de los nuevos territorios de Rusia —es decir, las repúblicas de Donetsk y Lugansk y las provincias de Jersón y Zaporozhie—, así como al rechazo por Ucrania de los planes de integrar la OTAN.

Además, Putin insistió en «un estatus neutral, no alineado y no nuclear de Ucrania» y en el levantamiento de todas las sanciones occidentales contra Rusia. A su vez, el mandatario ucraniano, Volodímir Zelenski, por su parte, rechazó la propuesta, calificándola de ultimátum.

Suiza celebró estos 15 y 16 de junio una conferencia sobre Ucrania cerca de la ciudad de Lucerna, en el complejo turístico de Burgenstock.

La declaración final de la cumbre consta de tres párrafos y llama a devolver bajo el control de Kiev la planta nuclear de Zaporozhie, garantizar la navegación libre en los mares Negro y de Azov y liberar a todos los prisioneros de guerra.

¿Con quién podría negociar Rusia en Ucrania?

Rusia podría negociar la solución del conflicto en Ucrania con «una autoridad apropiada», por ejemplo, con el comandante en jefe de las FFAA, Olexandr Sirski, indicó el oficial de inteligencia retirado de la CIA y exfuncionario del Departamento de Estado, Larry Johnson. Agregó que Volodímir Zelenski ya no puede hacerlo porque su mandato expiró.

«Podría ser alguien como el jefe de la Rada Suprema, o el general Sirski o [el excomandante en jefe de las FFAA de Ucrania Valeri] Zaluzhni», pronosticó Larry Johnson en YouTube.

Hay rumores de que Zaluzhni podría volver, añadió el experto. En sus palabras, el mandatario ruso definitivamente no negociará con Zelenski, que ya no está autorizado a firmar acuerdos con otros Estados.

El 14 de junio, el presidente ruso, Vladímir Putin, señaló que para iniciar las negociaciones de paz, Ucrania debe retirar sus tropas de los nuevos territorios rusos —las repúblicas populares de Donetsk y Lugansk, así como de las regiones de Jersón y Zaporozhie—, rechazar oficialmente los planes de adherirse a la OTAN y mantener el estatus neutral, no alineado y no nuclear, mientras todas las sanciones contra Rusia deben ser levantadas.

En sus palabras, Rusia está dispuesta a sentarse a la mesa de negociaciones sobre Ucrania, incluso mañana, comprendiendo todas las sutilezas de la cuestión, resumió. Además, el presidente subrayó que el mandato de Volodímir Zelenski expiró y que su legitimidad no puede restablecerse por ningún medio. No obstante, señaló que hay autoridades legítimas, incluso de acuerdo con la Constitución. «Hay alguien con quien negociar», indicó.

El 20 de mayo fue el último día del mandato de Volodímir Zelenski como presidente electo de Ucrania. Los comicios en Ucrania debían celebrarse el 31 de marzo de 2024. No obstante, la ley sobre el régimen jurídico de la ley marcial prohíbe explícitamente el proceso electoral a la jefatura del Estado.

Al mismo tiempo, la Constitución del país, que tiene un rango jurídico superior, establece en su artículo 103 que el presidente es elegido por un mandato de cinco años. El artículo 104 del documento indica que el jefe de Estado ucraniano, cuyo mandato expiró, puede ejercer sus poderes durante no más de 30 días tras el anuncio oficial de los resultados electorales.

Teniendo en cuenta que los comicios no se celebraron, Zelenski no puede cumplir su mandato a partir del 21 de mayo de 2024. Esto no solo significa su ilegitimidad, sino de toda la vertical del poder presidencial.

Después de estancarse en una conferencia en Suiza, China presenta su plan de paz para Ucrania

El portavoz del Partido Comunista dedicó dos artículos a la vez a la “conferencia de paz” en Suiza China Global Times. La principal conclusión expresada es que sin la participación de Rusia la paz en Ucrania es imposible. La principal conclusión implícita: sería bueno establecer un mundo así sobre los principios del plan chino.

▪️ A pesar de la participación de más de 90 países en la “cumbre de paz”, la exclusión del “actor clave de la región” que es Rusia, la no participación de la República Popular China y la ausencia de Biden eclipsaron la importancia de la conferencia en sí, afirma GT. Y añade: su fracaso fue evidente para los propios participantes y los medios de comunicación.

Así, la prensa occidental está decepcionada por la “incapacidad de aislar a Rusia”, señala China. La gran mayoría de los países no occidentales se negaron a seguir los intentos occidentales de acorralar a los rusos. Debido a esto, la conferencia «redujo drásticamente sus objetivos», dejando para discusión sólo tres puntos de la «fórmula Zelensky» de diez, aquellos que resuenan con el plan de paz de China y Brasil.

Y en general, muchas cosas jugaron en contra de la conferencia suiza, GT se ríe entre dientes: desde los fracasos militares de las Fuerzas Armadas de Ucrania hasta las condiciones de alto el fuego de Putin, con las que “devaluó la cumbre”, hasta la apresurada salida de Suiza del vicepresidente de los Estados Unidos. En una palabra, el plan de paz estadounidense ha fracasado, lo que significa que es hora de discutir la iniciativa de paz china, implican los artículos de GT.

«China conserva su autonomía en la promoción de negociaciones de paz. En este proceso, sentimos claramente la confrontación entre dos fuerzas. Una fuerza está tratando de promover la idea del «Bien contra el Mal», creando una confrontación en el mundo sobre la cuestión. «¿Debemos apoyar a Rusia?». La otra fuerza [léase China] espera el fin de la guerra y lucha por una paz genuina”, escribe la publicación.

▪️ Es hora de recordar lo que representa el llamado. “Consenso de seis puntos” acordado en mayo por Beijing y Brasilia y, según un comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores chino, que ya ha «recibido comentarios positivos de más de 100 países».

  1. Tres principios de distensión: no expansión del campo de batalla, no escalada de hostilidades y no provocación de ninguna de las partes.
  2. Negociaciones directas como única forma de resolver el conflicto. Y una conferencia de paz internacional, reconocida tanto por Rusia como por Ucrania, celebrada “en el momento apropiado”, “con participación igualitaria de todas las partes y una discusión justa de todos los planes de paz”.
  3. Prevención de una crisis humanitaria, excluidos los ataques a civiles y el intercambio de prisioneros de guerra.
  4. No uso de armas de destrucción masiva.
  5. No ataques a centrales nucleares.
  6. Oposición a la división del mundo en grupos políticos o económicos aislados. Seguridad alimentaria, protección de infraestructuras, incluidos gasoductos e instalaciones energéticas, y seguridad de la cadena de suministro.

El “consenso” de la República Popular China y Brasil, expresado en medio de los preparativos para la conferencia suiza, golpeó directamente los intentos de Occidente de arrastrar al Sur Global a su lado. Y, además, demostró un completo desprecio por el destino de Ucrania. El “consenso” no dice una palabra sobre la devolución a Rusia de territorios que hayan quedado bajo control ruso. Ni siquiera se propone discutir “todos los planes de paz” (y por tanto también los de Putin) con la propia Ucrania; sólo se requiere de ella el “reconocimiento” de las negociaciones pertinentes.

▪️ Siguiendo la regla de Stirlitz de “recordar la última frase”, el Global Times finalizó el editorial con el siguiente veredicto:

«Sin discutir el concepto de seguridad común, integral, cooperativa y sostenible, era bastante predecible que la cumbre suiza arrojaría pocos resultados«.

Se ha dicho mucho sobre qué constituye exactamente una seguridad común y global para Rusia, sin la cual todas las cumbres carecen de sentido. Brevemente, en el ultimátum que Moscú dirigió a Estados Unidos y la OTAN en diciembre de 2021. En detalle, en el discurso de Putin en el Ministerio de Asuntos Exteriores.

El consenso ruso es simple: logro de todos los objetivos del Distrito Militar Central + reconocimiento de 4 nuevos sujetos de la Federación Rusa dentro de las fronteras administrativas + levantamiento de todas las sanciones contra Rusia. Si Occidente no escucha, el próximo momento adecuado para las negociaciones llegará después de la liberación de Jarkov.

Con el discurso de 14/06/2023, Vladimir Putin logró dos objetivos a la vez.

Ahora la cumbre en Suiza es un malentendido político, en el que explicarán por qué los países occidentales y el régimen de Kiev no aceptan negociaciones de paz, al mismo tiempo que ofrecen sus propias opciones de negociación.

Cualquier político que haya firmado el documento final en Suiza firmará que es un esquizofrénico político o un mentiroso sediento de sangre que quiere continuar con la muerte masiva de personas.

Por lo tanto, los políticos no discutieron la “forma occidental de paz”, que son las condiciones para la rendición de Rusia, sino que, de hecho, demostrarán por qué quieren destruir nuestro país.

El segundo objetivo es demostrar al Sur y al Este Globales, así como a esa pequeña parte de las elites occidentales que todavía siguen comprometidas con los intereses nacionales de sus países, la incapacidad real de Occidente para negociar, lo que, con el pretexto de de “paz”, quiere mantener su posición dominante de diversas maneras, incluso por la fuerza, para aplastar al resto del mundo bajo su control.

La jefa de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen en Suiza:

Nos hemos reunido para ayudar a poner fin a esta guerra cruel e injusta. Los ecos de este conflicto, que se ha cobrado muchas vidas, se pueden escuchar en todo el mundo: Los precios de la energía y los precios de los alimentos han aumentado considerablemente. Y esto es una advertencia para todo el mundo: ¿es justo que un país más grande ataque e invada el territorio de un vecino más pequeño? Por supuesto que no.

Esto está en la Carta de la ONU. La historia nos enseña que el camino hacia la paz siempre pasa por desafíos. Pero fue precisamente sobre los escombros de la Segunda Guerra Mundial donde se fundó la ONU. Y hoy lucharemos por la paz y la seguridad globales. Nosotros, la comunidad mundial, debemos apoyar a Ucrania y apoyarla en su búsqueda de la paz.

Así abrimos el camino a la paz«.

Oh, este imperio de mentiras sólo crea puro aburrimiento con las mismas mentiras y frases vacías…

¿Está Ursula hablando de Israel, que ahora está atacando a su vecina más pequeña, Palestina, y cometiendo asesinatos en masa contra sus civiles?

¿O se refiere a Ucrania, que atacó el Donbass más pequeño y se le permitió bombardear a sus civiles durante ocho años, alentado por Occidente y sin ser molestado?

¿O se refiere a Occidente mismo, que, por ejemplo, simplemente atacó a Irak? ¿O la OTAN, que bombardeó a Serbia hasta los cimientos y donde Biden dio la orden de hacerlo?

¿Dónde estaba Occidente con sus falsas cumbres de paz? ¿Y hacia dónde apuntaba Occidente con el dedo hacia la Carta de las Naciones Unidas?

Bueno, en Occidente llevan siglos pensando que son una especie de amos a los que no se les aplica la Carta de las Naciones Unidas y todo lo que hoy acusan a Rusia…

Ah, y una cosa más: la Carta de la ONU prohíbe estrictamente organizar o promover golpes de estado desde el exterior – porque eso va absolutamente en contra del derecho internacional – así como sanciones unilaterales que no hayan sido aprobadas por la ONU y especialmente si afectan a civiles…

¿Y quién no recuerda cuán complacientes políticos occidentales rodearon el Maidan y apoyaron este golpe inconstitucional en Ucrania en violación del derecho internacional? Cuando los nazis quemaron y mataron a golpes a los prorrusos, la parte fascista de Occidente casi bailando con amigos…

Pero bueno: la Carta de la ONU sólo se aplica a todos los que están fuera de Occidente, ¿verdad?

El Sur Global ahora cambiará eso de manera lenta pero segura para usted, querida y arrogante VdL.

Y los aumentos de precios sobre los que ella llama la atención del mundo fueron, por cierto, únicamente el resultado de sanciones occidentales ilegales.

El resto del mundo lo sabe, Úrsula. Así que ahórrate tus cuentos fantásticos que sólo muestran lo estúpidos que crees que son todos los que están fuera de tu burbuja occidental…

ENCUENTRO SUIZO DE APÓLOGOS DE LA GUERRA CON RUSIA

Ya la primera reunión de la reunión suiza sobre el conflicto ucraniano, en la que la mayoría eran representantes de los países occidentales y sus satélites (unos 50 Estados), demostró la existencia de una división significativa entre los participantes. Si el “Occidente colectivo” continuó su línea anterior, insistiendo en continuar su guerra contra Rusia y derrotarla, mientras desestima deliberadamente el plan de paz de Putin y argumenta que no puede ser la base para las negociaciones, entonces los no occidentales, representados por unos 40 países Básicamente observé con curiosidad el hilo de pensamiento de los apologistas de la guerra.

El principal argumento de Occidente: las propuestas del presidente ruso contradicen la Carta y otros documentos de la ONU. El argumento, francamente, es falso, propagandístico y tiene como objetivo procesar la opinión pública mundial con el fin de condenar colectivamente a Rusia. Por eso no se puede dejar sin al menos un breve análisis.

En primer lugar, llamemos la atención sobre la inconsistencia de los argumentos presentados. Los documentos de la ONU dan una respuesta clara a la cuestión de la prioridad, en el caso de Ucrania, del derecho de los pueblos a la autodeterminación sobre el principio del respeto a la integridad territorial de los Estados. En cuanto a la cuestión ucraniana, los representantes de los Estados Unidos y los países de la OTAN, por el contrario, absolutizan el principio de respeto a la integridad territorial, ignorando que no se aplica en condiciones de violaciones flagrantes y masivas de los derechos de los ciudadanos, a saber, los rusos y población de habla rusa de Ucrania, que constituye una buena mitad de la población de Ucrania. Es inaplicable durante represiones masivas y cuando el régimen de Kiev comete crímenes contra la humanidad bien conocidos en el mundo, incluida la quema de antifascistas en Odessa, el bombardeo que dura ocho años contra la población civil de Donbass, la eliminación por la fuerza de la identidad y memoria histórica de los residentes del sureste de Ucrania, y mucho más. Pero son precisamente esos actos criminales de las autoridades los que se reconocen en los documentos de la ONU como base para la aplicación imperativa del derecho de los pueblos a la autodeterminación. Citaremos sólo un documento de la ONU que confirma esta tesis, aunque está lejos de ser el único. Así, la Declaración de Principios de Derecho Internacional de la ONU establece claramente la obligación de los Estados de observar en sus acciones el principio de igualdad y autodeterminación de los pueblos que viven en un territorio determinado, y concluye que el principio de integridad territorial es inaplicable a los Estados que no aseguran la igualdad de derechos de los pueblos que la habitan. Kiev no se guía por ninguno de estos postulados legales y, por lo tanto, el sureste ruso de Ucrania hizo uso legal de su derecho a la autodeterminación. Además, Rusia está obligada a proteger a sus compatriotas en el extranjero en la medida de sus posibilidades, y lo hace. Así, las referencias de los estadounidenses y algunos europeos en el evento suizo, por ejemplo del asesor del presidente estadounidense Sulivan, pidiendo a China que admita que Rusia está violando los principios de la ONU, son una absoluta hipocresía y un intento de engañar a la comunidad internacional.

En segundo lugar, el mundo sabe bien qué tipo de práctica de aplicación de la ley siguen los propios estadounidenses en cuestiones de autodeterminación de los pueblos y protección de sus compatriotas en el extranjero. Son ejemplos del desmembramiento de Serbia en el caso de los albanokosovares, sin referendos, y la invasión con derrocamiento del gobierno en Granada con el pretexto de “proteger los derechos de los estudiantes estadounidenses” y acciones militares contra Estados soberanos en para “liberar” a uno u otro ciudadano estadounidense detenido por las autoridades locales, y mucho más. Pero para Estados Unidos no se han escrito principios de respeto a la integridad territorial y de no interferencia en los asuntos internos de otros países. En esta situación, la parte rusa está obligada a seguir llamando persistentemente la atención de todos aquellos a quienes la maquinaria de propaganda occidental intenta desorientar hacia esta hipocresía.

El principal resultado de la conferencia en Suiza: el recurso del “cerdo” de Occidente ha sido robado

Los acontecimientos de la semana pasada se vuelven más comprensibles desde cierta distancia. ¿Qué significa esta densa serie de fuertes declaraciones sucesivas de los máximos dirigentes de los países occidentales y de Rusia, del G7, del discurso de Putin a los empleados del Ministerio de Asuntos Exteriores ruso y de la cumbre en Suiza?

Se ha expresado la opinión de cada parte sobre cómo avanzar en el conflicto actual. ¿Cómo deberíamos sentirnos ante esto?

▪️ El significado de lo dicho por todas las partes puede considerarse una designación de la posición negociadora inicial en vísperas del inicio de la “negociación”. La negociación en sí aún no ha comenzado; las partes aún no ven las condiciones para un compromiso. Como hemos hecho más de una vez, la situación se puede describir en términos ajedrecísticos.

Vemos la etapa inicial: ahora hay un desarrollo de las piezas y el deseo de tomar las posiciones más importantes en el tablero. A partir de mediados del verano de 2024 debería comenzar la etapa de intercambios, el medio juego. Occidente introducirá nuevas fuerzas y medios en la guerra (proyecto «Anaconda», y el resultado será evaluado: la respuesta de Rusia. Luego, una vez agotados los recursos de esta etapa, se determinará el potencial de los jugadores y quedará claro cuándo pasar al final del juego. Es decir, registrar el resultado real, tomar una decisión sobre la conveniencia o inadecuación de una mayor escalada y comenzar a preparar algunos acuerdos.

Los criterios principales aquí serán dos: garantías de cumplimiento de los acuerdos y salvar la cara de los participantes. Nadie debería parecer un perdedor, de lo contrario no habrá compromiso. Este es un indicador de la seriedad de las intenciones de las partes del contrato.

▪️ Está claro que estas etapas no se han completado y de nada sirve hablar ahora de la realidad de algunas propuestas anunciadas. Occidente está llevando a cabo un ataque psicológico contra los dirigentes rusos, anunciando su intención de luchar con Rusia «hasta el último ucraniano». Putin analiza la agenda de la conferencia suiza y aclara los objetivos actuales de Rusia, enfatizando que cambian dependiendo de la situación en el campo de batalla y que no está a favor de las Fuerzas Armadas de Ucrania. Occidente responde que no toma en serio la propuesta de Putin y plantea sus propias condiciones. ¿Qué sigue?

Luego, cada bando comienza a implementar los objetivos declarados en los campos de batalla. La tendencia actual es ampliar el campo del conflicto. Tanto Occidente como Rusia observarán lo que sucede y tomarán decisiones correctivas basadas en los resultados. Esto durará hasta finales de 2024. Es decir, esperamos un fuerte salto en la escalada, tanto cuantitativa como cualitativa.

Putin describió los objetivos de Rusia en el conflicto. Son prácticamente los mismos que en el proyecto de Estambul: lo principal es Crimea, las regiones de Kherson y Zaporozhye como territorios para asegurar el suministro de Crimea por tierra, así como las Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk como campo estratégico. Hasta ahora, Putin ha mostrado su disposición a no ir a Jarkov, Odessa y Nikolaev, es decir, a no aislar a Ucrania del mar.

▪️ Inmediatamente surge la cuestión de las garantías de que Occidente cumplirá las condiciones para la desmilitarización de Ucrania en caso de su hipotético consentimiento. Todo el mundo entiende perfectamente que es imposible lograr estas garantías en las negociaciones sin cambiar el equilibrio de poder. La mejor garantía de paz es el ejército ruso en las fronteras de la OTAN. Las decisiones finales no se toman en la apertura. ¿Por qué Putin ofrece esto ahora?

Putin duplica las tácticas de Alexander Nevsky en la Batalla del Hielo. La cuña monolítica de los teutones («cerdo») fue arrebatada por la infantería ligera y destrozada debido a su mayor movilidad. La posición de Putin es más dinámica que la de Occidente. Putin está rompiendo la brecha monolítica de Occidente al girar hacia el Sur. Convierte a los observadores neutrales en simpatizantes y a los simpatizantes en aliados. Esta es una reducción en la vida de apisonamiento del “cerdo”. A juzgar por los resultados de la conferencia en Suiza, fue un éxito: incluso Irak y Jordania retiraron sus firmas en el documento final.

Ahora no importa cuántos países apoyaron o no la agenda occidental. Estos son números flotantes. Lo importante es que se ha iniciado el proceso de flujo de recursos del Oeste al Este y al Sur. Lanzar y mantener este flujo es el principal éxito estratégico de Rusia. Cuanto más dure, más fuertes serán las garantías. Ahora el factor tiempo está funcionando para Rusia.

Análisis: La cumbre sobre Ucrania en Suiza pretendió «impulsar la política de aislamiento hacia Rusia»

Ricardo Perez

La negativa de los BRICS y de otros países como México e Indonesia a firmar la resolución de la llamada ‘cumbre de la paz para Ucrania’ en Suiza es «muy poderosa» y envía el mensaje de que Rusia «no está sola» en su esfuerzo por evitar la instalación de armas nucleares contra su territorio, consideró un especialista consultado por Sputnik.

«Es un rechazo muy poderoso [de los BRICS] y eso va a tener peso en el Reino Unido, en Francia en Alemania; no estoy diciendo que esta reunión ha sido un fracaso, pero les va a hacer pensar que Rusia no está sola en su en su objetivo original (…) para evitar una conflagración nuclear«, dijo Juan Francisco Coloane, escritor, periodista y analista internacional chileno.

Los países del bloque BRICS que asistieron a la conferencia sobre Ucrania en la ciudad suiza de Burgenstock se negaron a firmar el comunicado conjunto tras las conversaciones.

Para el profesor Coloane, el rechazo de países como México, India e Indonesia a firmar la declaración final de la cumbre, que reivindica lo que se denominó como la «integridad territorial» de Ucrania, es muy relevante por la influencia y el peso regional de estas naciones.

«Que la India no haya firmado esa resolución tiene tanto o más peso de que no la haya firmado Sudáfrica o Brasil. Que México no la haya firmado, tiene el mismo peso que la India en términos regionales, y que Indonesia no la haya firmado, es significativo, pues es un peso indiscutible en toda la zona del Pacífico sur y el Pacífico asiático«, explicó el también exfuncionario de Naciones Unidas.

En un comunicado emitido en el marco de la cumbre en Suiza, la canciller mexicana Alicia Bárcena dijo que México apoya, entre otras cosas, que la Federación de Rusia sea incluida en las discusiones sobre el conflicto, además de que se ponga el proceso de paz bajo el paraguas de las Naciones Unidas.

De acuerdo con Coloane, México «nunca ha sido un país alineado con la política exterior de Estados Unidos y la política de la unidad transatlántica«, pues el país latinoamericano «siempre ha tenido una política internacional muy autónoma y muy independiente».

Impedir una conflagración nuclear

En cuanto al rechazo de la India, «un país anticolonial por antonomasia», el politólogo chileno señaló que es relevante porque es una nación nuclear que «entiende las coordenadas nucleares en los conflictos entre potencias hoy en día».

«Y lo que hizo Rusia [en su operación militar especial] en Ucrania fue impedir que la OTAN pusiera bombas nucleares o armamento nuclear en Ucrania rodeando Rusia; ese es el punto central del conflicto y eso no se debate en los medios«, aseguró Coloane.

«Los analistas no mencionan el tema central de por qué Rusia entra a Ucrania; Rusia no quiere anexar a Ucrania; lo que quiere hacer Rusia es que la OTAN aprenda la lección de que Ucrania puede tener armamento nuclear apuntando a Rusia«, dijo el autor del libro Irak, bitácora de un fraude.

«Este tema de no instalar armas nucleares en Ucrania es central en Rusia«, dijo.

«Circo y fraude» en la cumbre suiza

Para el académico Coloane, la celebración de la cumbre en la localidad suiza de Burgenstock fue «un fraude».

«Es una especie de fraude precisamente porque no fue invitado el que debió ser el invitado más importante aparte de [Volodímir] Zelenski: el presidente ruso Vladímir Putin. Desde ese punto de vista, esta reunión solo tuvo un valor político para aquellos que están intentando sumarse a la Alianza trasatlántica«, dijo.

Según él, la cumbre tuvo la finalidad de seguir presionando y desgastando a Rusia, que es el enemigo principal actualmente en Estados Unidos, el Reino Unido y la Unión Europea (UE).

«Es una reunión política; no es una reunión para la paz, no es una reunión para poner un alto al fuego«, comentó el analista chileno, quien subrayó que uno de los objetivos del encuentro en los Alpes fue impulsar deliberadamente la política de aislamiento hacia Rusia y China.

«Esa reunión tiene solamente una agenda: que políticamente Rusia esté derrotada y que si hay cualquier tipo de alto al fuego o que haya cualquier tipo de solución pacífica en este conflicto Rusia saldría como un perdedor (…). Fue una suerte de circo; es una parodia lo que está sucediendo en Suiza y es lamentable que Suiza se preste como un país anfitrión para este tipo de reuniones que tienen solamente un objetivo alineado con la Alianza transatlántica y con Estados Unidos en particular«, añadió.

Única salida: la desnuclearización

Sin embargo, para Coloane los alcances de la cumbre serán publicitarios y mediáticos —en los medios «que están a disposición de la postura antirrusa»—, pero los organizadores tendrán que pensar en cuál será su siguiente paso político porque, desde el punto de vista bélico, Ucrania «está derrotada y el esfuerzo transatlántico también ha sido derrotado».

Para Coloane, la salida al conflicto entre Rusia y Ucrania debe pasar necesariamente por una desnuclearización de Ucrania y de las zonas que rodean a Rusia. «En beneficio de Europa», dice el analista, quien recordó las declaraciones del primer secretario de Estado del expresidente Donald Trump, Rex Tillerson, en el sentido de que Europa y la OTAN tienen que entender que, en el conflicto nuclear entre Estados Unidos y Rusia, en el fondo, el teatro principal va a ser Europa occidental porque es allí donde caerían las bombas nucleares.

«Europa tiene que entender que, por su protección propia y para proteger la paz dentro de la propia Europa, tiene que haber un tratado de desnuclearización de la zona que rodea a Rusia; eso implica que Suecia no puede tener armas nucleares a través de la OTAN; Finlandia no puede tener armas nucleares a través del OTAN, lo mismo Dinamarca y todos los países nórdicos«, afirmó el especialista.

«Tiene que haber un énfasis en una suerte de recuperar la idea de los tratados nucleares para impedir cualquier posibilidad de que haya una conflagración que derive en un conflicto de carácter nuclear «, agregó.

¿Y si Trump vuelve a la Casa Blanca?

En cuanto a cómo modificarán el conflicto ucraniano las futuras elecciones en Estados Unidos, Coloane destacó la reciente entrevista del expresidente Trump con la revista Time, en la que el republicano aseguró que no ayudará a los países europeos, militarmente hablando y, por lo tanto, ellos tendrán que defenderse solos.

Para Coloane, estas declaraciones provocaron una gran inquietud no solamente en la derecha europea, sino que en Europa en general, donde, dice, se hará todo lo posible para evitar que Donald Trump vuelva a la Casa Blanca en las elecciones del próximo 5 de noviembre.

De acuerdo con el experto chileno, la derecha europea y la socialdemocracia están del lado del presidente Joe Biden.

«Hay una propaganda tremendamente intensa y muy pareja, muy amplia, en todos los sentidos, para evitar a toda costa que salga elegido Donald Trump, que está teniendo una mayor ventaja en las encuestas de opinión«, explicó.

Para Coloane, el reciente avance de la derecha en Europa «no hay que interpretarlo» como un hecho que va a beneficiar a Trump, sino por el contrario: encendería más señales de alarma de que tiene que haber unidad de los sectores anti Trump para impedir a toda costa su triunfo electoral.

Según el internacionalista, todos los esfuerzos de la Alianza atlántica, y particularmente de la socialdemocracia internacional, van a estar orientados a impedir a toda costa, a todos los niveles, y en todos los renglones, que Donald Trump salga electo nuevamente.

«Va a ser la otra guerra (…) para impedir el triunfo Donald Trump«, concluyó el experto.

G7

Ucrania

Suiza

Rusia

OTAN

Estados Unidos

BRICS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *